El colapso de la colmena: una explicación rápida y sencilla


Muchos de seguro han oído hablar de este fenómeno, un suceso cuyas consecuencias cercanas podrían llegar a ser incluso peores que las del calentamiento global. El llamado colapso de la colmena, o de la colonia, es uno de los grandes problemas actuales a los que debe hacer frente la humanidad para continuar con su existencia tal como hasta ahora. Se trata de un fenómeno “nuevo” que comenzó a notarse en este mismo siglo: la desaparición en masa de las abejas.

El colapso de la colmena: una explicación rápida y sencilla

 

A lo largo de la historia se han producido sucesos similares, pero luego de emitidos los reportes sobre el crecimiento de la población de abejas del año 2006 se ha notado que en esta ocasión es diferente.

Las abejas resultan ser el mayor de los agentes polinizadores del mundo, y gracias a que ellas transportan el polen de una planta a otra es posible que se produzcan muchos de los cultivos que existen hoy en día. Estos cultivos tienen serios impactos en la economía de muchos países, y si la economía de muchos países se ve afectada también sucederá lo mismo con la del mundo entero.

El fenómeno es global y se han reportado casos en todos los continentes. El ritmo de crecimiento de la población de abejas está bajando y lo peor es que nadie sabe exactamente por qué ocurre. Existen muchas teorías al respecto, aunque en general se manejan tres: algunos creen que se debe a factores bióticos (enfermedades que pueden sufrir las abejas), otros opinan que es por el estrés que producen los cambios en el entorno (sí, las abejas sufren estrés y esto las puede matar) y finalmente está el caso de los pesticidas y similares, que obviamente resultan tóxicos y terminan matando a las abejas. Por supuesto la gran causa también podría ser una combinación de todos los factores mencionados y quizá de otros.


Artículos Relacionados