Ionosfera


ionosfera

La Ionosfera, importante capa atmosférica

La ionosfera es una parte de la atmósfera superior, compuesta por partes de la mesosfera, la termosfera y la exosfera, distinguiéndose porque es ionizada. Desempeña un papel importante en la electricidad atmosférica.

Características de la Ionosfera

Es una envoltura de electrones y átomos cargados eléctricamente se extiende desde una altura de unos 50 km a más de 1000 km. Su existencia se debe principalmente a la radiación ultravioleta del sol.
Es básicamente plasma. En el plasma, los electrones negativos libres y los iones positivos son atraídos el uno al otro por la fuerza electromagnética, pero son demasiado enérgicas para estar juntos fijamente en una molécula eléctricamente neutra.
La radiación ultravioleta (UV), los rayos X y longitudes de onda de la radiación solar son ionizantes, ya que los fotones contienen suficiente energía para desalojar un electrón de un átomo o una molécula de gas.

En este proceso, el electrón obtiene una alta velocidad de modo que la temperatura del gas aumenta (del orden de miles de grados). El proceso inverso a la ionización es la recombinación, en el que un electrón libre es “capturado” por un ión positivo, de forma espontánea.

La ionización depende principalmente del Sol y su actividad. La cantidad de ionización en la ionosfera varía mucho con la cantidad de radiación que se recibe del sol. Así pues, depende de la hora del día y del efecto estacional. También hay mecanismos que perturban la ionosfera y la disminución de la ionización. Hay trastornos tales como las erupciones solares y la liberación asociada de partículas cargadas en el viento solar que llega a la Tierra e interactúa con su campo magnético, alterando la ionosfera.


Artículos Relacionados