Baterías recargables con el movimiento




La duración de los teléfonos celulares es algo que preocupa mucho a los usuarios. Los nuevos avances tecnológicos requieren más potencia y con la idea de hacer diseños cada vez más finos, son muchos los usos que se le puede dar, y ademas, al realizar tantos procesos en el día a día, se acaban teniendo que cargarse al menos una vez.

El MIT, el Instituto de Tecnología de Massachusetts, ubicado en Estados Unidos, ha publicado un estudio en el que hablan de cómo es posible crear un sistema energético, una batería, que se recargue solo con el movimiento que realiza el usuario. Es decir, que si el usuario se desplaza con su dispositivo encima, el teléfono se carga por si solo.

Baterías recargables con el movimiento

Lo que quiere el instituto es tener la posibilidad de colaborar con una tecnología que permita desarrollar algo mejor, más duradero y, sobre todo, autónomo y renovable, dos palabras que a más de uno conseguirán conquistarle. Ellos explican: “Se trata de una tecnología electro-química basada en la ligera flexión de un ‘sandwich’ de láminas de metal y polímero que se sumergen en electrolito líquido”. Esta idea está destinada a crear, recoger y almacenar energía que procede de movimientos y actividades naturales que puede realizar cualquier persona, como la acción de caminar por ejemplo.

Baterías recargables con el movimiento

“Al tratarse de placas ligeras y flexibles, es posible adaptarlas a dispositivos ‘wearables’ y eliminar posibles problemas de mucho estrés mecánico gracias a los materiales. Además, es un sistema muy parecido al de las baterías de iones de litio, con lo que podría ser producido masivamente de una forma más o menos barata”, según afirma el profesor Ju Li del MIT, el cuál está colaborando en el desarrollo de esta tecnología.

Baterías recargables con el movimiento

“Cuando una de estas ‘baterías’ se dobla, su composición origina diferentes presiones que empujan los iones de litio a través del polímero que la compone. Este paso del material produce, a su vez, cierto voltaje y corriente eléctrica que circula por un circuito eléctrico con dos electrodos que envían la electricidad a otros dispositivos para que éstos sean cargados”, explicaron otros colaboradores con el proyecto.

Ya existen ideas relacionadas con los conceptos de la presión y el movimiento, pero, por las características que ofrece este sistema, sería relativamente sencillo incorporarlo a los aparatos electrónicos de uso habitual, y esto representaría un gran cambio en la vida cotidiana de las personas.


Artículos Relacionados