Carbono amorfo


Carbono amorfo

El carbono amorfo

Anteriormente, ya hemos visto lo que es el carbono. Estamos vez vamos a centrarnos en el carbono amorfo. Como su nombre lo indica, el carbono amorfo es un tipo de carbono deforme debido a la falta de la estructura cristalina. Si bien puede llegar a encontrarse algún patrón de corto alcance, no vamos a encontrar ninguno de largo alcance.

Si bien el carbono amorfo puede ser fabricado artificialmente por el ser humano, existe también carbono amorfo natural como es el caso del hollín. El carbono amorfo natural contiene cristales microscópicos de grafito y en ocasiones también de diamante. Si lo vemos a simple vista, es decir a una escala macroscópìca, veremos que el carbono amorfo no posee una estructura definida sino que consiste en un gran cantidad de pequeño cristales irregulares. De todas formas, si lo miramos a lo que sería una escala nanomacroscópica, veremos que está compuesto por átomos de carbono regulares.

El carbón y también el hollín son conocidos popularmente como carbono amorfo. Sin embargo, estos dos son resultados de una combustión, lo cual no genera carbono amorfo de manera natural. La industria del carbón lo divide en diferentes grados según la cantidad de carbono presente. Con un 90% de carbono o más se le reconoce como antracita, con un 70% se le llama carbón bituminoso mientras que con un 50% se le nombra como lignito.

En la imagen se ve la estructura deforme del carbono amorfo.


Artículos Relacionados